“Urge, es necesario y se tiene que hacer el nuevo aeropuerto”-Director General de Coconal

Entrevistamos a Hector Ovalle, director general de Coconal, una empresa de construcción con 69 años de vida y 100 por ciento mexicana. Desde el 2015, han concursado en varios proyectos del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México y ganado cuatro, entre ellos la nivelación del terreno y la preparación de la pista dos, el entronque en Texcoco así como el entronque para el acceso militar en el campo sureste del aeropuerto.

En la entrevista exclusiva para Dot a Dot decidimos preguntarle qué onda con el aeropuerto, esto fue lo que nos contestó:

hector ovalle
Héctor dinos, ¿qué gana México con el Nuevo Aeropuerto Internacional?

Un montón. Primero que nada, gana más y mejor movilidad también, la alternativa de convertirse en un aeropuerto HUB, como es el caso de los aeropuertos de Panamá, Houston o Miami. El HUB se define como aquel en el que los pasajeros no permanecen en la ciudad, sino que lo usan como escala para alcanzar otro destino de forma eficiente y sencilla. Aún así, hay mucho interés de venir a la ciudad, no sólo por negocios sino también por turismo. Construir el aeropuerto es una oportunidad para que todo el país gane competitividad, presencia y exposición a nivel internacional. Además, la CDMX se ha convertido en el mejor secreto escondido de México. Incluso se gana hasta recuperar y mejorar una zona en la Ciudad que requiere de impulso, un espacio que está deprimido y que el aeropuerto puede revitalizar.

¿Qué no tiene el aeropuerto internacional actual que vaya a tener el nuevo?

Desde el punto de vista técnico y logístico le hace falta espacio y por lo tanto capacidad. Para explicarme mejor, el aeropuerto nuevo está pensado para tener triple operación simultánea o sea que tres pistas funcionen al mismo tiempo (ya sea para aterrizaje o despegue). El actual NO lo tiene porque para que puedas aterrizar o despegar al mismo tiempo las pistas deben tener una separación entre cada una de una milla y estas tienen una separación de 200 metros. En términos más básicos, el actual tiene una pista y media porque para que una funcione, la otra no puede estar en uso al mismo tiempo. Por otro lado, el aeropuerto actual tiene un tipo de aterrizaje por el cual se pasa por encima de la Ciudad, el nuevo no. Otra cosa importante es que el aeropuerto nuevo es amigable con el medio ambiente, el nuevo edificio recolecta agua, usa menos energía y tiene unas capacidades enormes respecto al tema de sustentabilidad. 

aeropuerto de mexico¿Cuáles crees que serían las desventajas de dejar de construir el nuevo aeropuerto?

Para empezar, dejar de construir el nuevo aeropuerto tendría unas desventajas económicas horribles, te explico por qué: el financiamiento del aeropuerto actual se paga gracias a bursatilización de una tarifa llamada TUA (Tarifa de Uso Aeroportuario), todos los aeropuertos cobran esta tarifa que es un tipo “peaje”. El aeropuerto le cobra a la aerolínea por usarlo y la aerolínea te lo cobra a ti, el tema es que el usuario nunca ve que paga el TUA porque está integrado al precio del boleto. ¿A qué viene todo eso? El nuevo aeropuerto se está financiando gracias a algo que hicieron que se llama “bursatilizar los ingresos futuros del TUA” (o sea, financiarse utilizando la TUA como garantía). Esto les permite levantar grandes cantidades de deuda que en su momento se pagará con los flujos futuros de la TUA. Los que asumen o los que prestan este dinero para la construcción son diferentes inversionistas que pueden ser desde “cajas de ahorro” o “fondos de retiro” tanto nacionales como internacionales. Así que, si de la nada se decidiera no construir el aeropuerto, fallaríamos a un compromiso internacional y eso nos afecta mucho más pues generaría desconfianza para inversionistas en el país.

Otra desventaja se relaciona con el hecho de que el aeropuerto actual opera en condiciones de riesgo. Sí, todos nos enojamos porque llega o sale tarde nuestro avión, pero esto se debe a que el aeropuerto actual está funcionando por encima de su capacidad desde hace tiempo. Esto no sólo afecta al usuario sino también a los bienes que entran o salen del país pues los costos se elevan al no tener capacidad.

“Si quieres ser bueno, primero tienes que parecer bueno y este proyecto es lo que logra, parece y es bueno. ¿Por qué no hacerlo entonces? Nada más hay que voltear a ver a China para ver cuántos proyectos de esta magnitud hacen AL DÍA. Y aquí nos indignamos y no, no tiene porque indignarnos. Hay que pensar y hacer en grande.

Muchos creen que son más beneficios para los extranjeros que para los mexicanos, ¿qué piensas?

Ni poquito, nada que ver. Todo lo que se genere dentro del país beneficia a TODOS los mexicanos. Un beneficio para el extranjero es también para el mexicano. Pongámoslo así:

Si los extranjeros vienen a hacer negocios e invierten en el país, ¿qué esto no genera capital para el país? Cuando vienen turistas, ¿lo que gastan no se queda aquí? Si llegan productos de fuera, ¿estos no se vuelven más económicos y alcanzables? La verdad es que quien crea que hay más beneficios para los extranjeros está realmente confundido de concepto, para qué sirve y por qué existen los aeropuertos. Aunque una persona no use el aeropuerto, éste EXISTE en beneficio de cada persona nacional.

nuevo-aeropuerto-de-mexico1
La zona en la que se construye el nuevo aeropuerto es lacustre. O sea hace años albergaba el Lago de Texcoco… platícanos qué medidas se deben de tomar en temas de construcción para que no haya derrumbes o un hundimiento.

Primer punto, sí, el proyecto está en lo que era un lago, pero tal es el caso de gran parte  del resto de la ciudad. Segundo, existe la alternativa de hacerlo en la base aérea de Santa Lucía que también está en lo que era un lago, o sea que es lo mismo. Construir un aeropuerto sobre esta zona se puede pero es más complicado, aún así es lo que hay y cuando es lo que hay, no hay mucho que se pueda hacer. Pocas ciudades tienen un terreno de este tamaño pegados a la ciudad y es importante considerar que los aeropuertos se diseñan del aire a la tierra, primero resuelves el tema del aire y luego el suelo.

Hay aeropuertos construidos sobre un terreno como el nuestro, por ejemplo: Bangkok tiene su aeropuerto sobre un pantano y funciona, el de Dubai está sobre la arena y funciona, el de Singapur está sobre el agua… así que de que se puede, se puede. Claro que el precio se eleva si lo comparamos con un terreno donde el suelo es maravilloso, pero no tenemos suelos maravillosos cerca. Lo que se debe de hacer entonces es aplicar ciertas técnicas de construcción para resolverlo. En este caso lo que se hace para las pistas es aplicar un concepto que se llama “precarga” y consiste en acelerar el proceso de consolidación poniendo carga encima. Son temas total y absolutamente asequibles y que se pueden resolver. 

“La gente que diseñó este aeropuerto aceptó que se va a hundir. Y lo primero que debemos hacer es romper el paradigma rehusándonos a decir que se va a hundir.”

¿Por qué se dice que es un proyecto responsable con el medio ambiente?

El primer punto tiene que ver con la recolección de agua y con la temperatura del edificio. De hecho en la terminal dos del aeropuerto actual han querido hacer algo similar, que es no tener aire acondicionado sino lograr una recirculación del aire externo. Por otro lado el edificio va a tener el registro LEED.

¿Qué potencial le ves al nuevo aeropuerto de la CDMX como obra arquitectónica?

Si me preguntas es espectacular, claro que es una cosa complicada de construir, pero se puede. Si tú comparas el edificio del nuevo aeropuerto con los edificios de aeropuertos estadounidenses, te darás cuenta que los de ellos son como cajas porque es lo más pragmático. En cambio, este proyecto es impresionante más que nada porque es libre de columnas y van a utilizar foníles (unos tipo floreros que miden 45 metros y funcionan como columnas que se tensan y forman una gran capa). Esto es lo que lo hace ver precioso porque no tiene columnas y la vista es limpia de obstáculos.

nuevo-aeropuerto-de-mexico
¿De qué forma representará este espacio a México?

Ahí no sé tanto pues lo diseñó el arquitecto británico Norman Foster. Si ves el proyecto del nuevo aeropuerto y lo comparas con el aeropuerto de Pekín, son del mismo estilo, uno simboliza un dragón y el nuestro una X (de México). No estoy diciendo que sean iguales, pero el estilo es parecido.

Lo interesante será lo que haya dentro del edificio porque se está pensando en montar ciertas exhibiciones itinerantes donde el usuario tenga un encuentro con la cultura mexicana desde el momento que llegue. Ésta es la puerta de acceso al país, entonces hay que presumirlo como tal. Se tiene que hacer bien y con toda la seguridad que conlleve, después de todo en temas de aviones y aeropuerto, la seguridad manda y eso va por encima de todas las cosas.

¿Qué va a encontrar el usuario cuando pise el aeropuerto?

Se va a encontrar con un espacio muy amigable, en el cual pueda disfrutar si tiene un tiempo de espera largo pero al mismo tiempo que sea lo más eficiente para llegar e irse. Para que te des una idea, el manejo de equipaje utilizará un sistema súper avanzado que parece de película de Misión Imposible jaja. Va a parecer que son unos recorridos larguísimos, imagínate ¡sólo en la parte central de la X cabe el Estadio Azteca o el Zócalo!

Te vas a encontrar con una funcionalidad tremenda, la señalización para poder moverte será muy interesante y te va a permitir saber perfectamente a dónde vas. En tres palabras, el aeropuerto será: lógico, pragmático y sencillo.

“La idea es hacer un aeropuerto que para el usuario deje de parecer aeropuerto.”

¿Y qué nos puedes adelantar sobre las amenidades?

Yo no soy el encargado de esa parte y no me lo sé a detalle pero sé que el aeropuerto tendrá zonas de descanso con tumbonas, zonas de tranquilidad, espacios para caminar, jardines internos para que puedas pasar tu tiempo de espera sin sufrirlo. Habrá restaurantes de todo tipo, sabores y colores. La idea es hacer un aeropuerto que para el usuario deje de parecer aeropuerto.

nuevo-aeropuerto-de-mexico¿Qué opinas de los focos rojos del proyecto, como la inconformidad social o el posible corte del flujo de la inversión pública?

Creo que el tema de la inconformidad social parte del proceso que acabamos de pasar (el electoral) que en mi opinión fue muy desgastante y que nos segregó como sociedad. Hoy día alguien ya ganó y ganó de forma categórica, ¡enhorabuena por los que ganaron! Todos nos tenemos que sumar a ello, tal vez no en ideas pero sí en esfuerzo. A lo que voy es que esta inconformidad salió del desconocimiento, no todos pueden opinar acerca de un aeropuerto porque muchos lo resumen a: voy, documento, me subo al avión, me bajo y me voy. En fin, un aeropuerto va mucho más allá de la experiencia como usuario, tiene un tema técnico muy importante de desarrollo y de diseño que la mayoría no conoce. Creo que las redes sociales han dado pie a este desconocimiento, nos han vuelto flojos porque no cuestionamos lo que leemos y asumimos que es cierto. Esto ha sido usado como un estandarte de cosas malas que a mí me parece que no han existido, necesitamos preparación y educación para poder poder opinar sobre un proyecto, en especial uno de tal magnitud. 

“Los proyectos grandes pueden generar duda o incertidumbre. Cuando no tenemos conocimiento surgen más ideas equivocadas. Mi opinión es que está bien hecho así que vale la pena conocerlo y presumirlo más.”

Y sobre la posible falta de inversión pública yo te puedo decir que en su inicio el proyecto costaba 13 mil millones de dólares, hoy sigue costando lo mismo, claro que si lo cambias a pesos obviamente es más porque el tipo de cambio es diferente. Hoy el Grupo Aeroportuario tiene 10 mil millones de dólares, no es el cien por ciento pero la gran mayoría es del TUA. El financiamiento está prácticamente asegurado porque la gran mayoría de los recursos no son fiscales sino vienen de esa tarifa del aeropuerto. De hecho yo me pondría más bien a revisar si tiene penalidades no hacer el proyecto, porque seguramente las hay. Es como un contrato de crédito normal en el sentido de que si lo rompes hay un castigo.

¿Cuál es el valor agregado que ustedes como constructora le darán al proyecto?

Hay dos tipos de constructores, o se puede actuar de dos formas: cuando el cliente dice haz esto en verde y lo haces en verde sin pensar. O cuando te dicen hazlo en verde y tú le propones hacerlo en azul porque podría funcionar mejor. Es decir, nosotros tratamos de ser más analíticos, revisar y, si es factible, proponer algo mejor. Tiene ciertas desventajas porque tienes cierta responsabilidad, pero al final vas a tener un producto mejor. Además, tratamos de juntar la parte de diseño con la parte de ejecución, para crear un mejor proyecto, más eficiente y hasta de menor precio.

nuevo-aeropuerto-de-mexico¿Crees que este aeropuerto en un futuro podría ser considerado el mejor del mundo? ¿Con qué aeropuerto lo compararías?

Lo deberíamos de comparar en su momento con aeropuertos como el de Singapur que está hecho para el usuario, con aeropuertos como el de Atlanta (el que tiene más pasajeros del mundo porque es HUB). Creo que podría ser comparado con los cuatro o cinco mejores del mundo o por lo menos llegar a estar entre los diez mejores.

¿Qué reflexiones han surgido gracias al proyecto del nuevo aeropuerto?
  • Primero: Vale la pena pensar en grande y pensar bien. O sea, pensar en hacer las cosas bien desde un inicio porque sí se puede lograrlo. A veces estamos peleados con eso, sin embargo el tema es ser institucionales, las instituciones hacen la diferencia. Si desde un principio nosotros decimos: ¿para qué necesitamos una cosa tan grandota? Pues sí se necesita y sí se puede alcanzar, si tenemos cosas buenas podemos atraer otras mejores.

“Se vale pensar en grande porque se pueden lograr y alcanzar cosas grandes si las pensamos bien desde un inicio.”

  • Segundo: Prácticamente todas las constructoras que participan en este proyecto son constructoras mexicanas y eso es algo importante: la calidad de la ingeniería nacional. Tenemos gente buena porque nuestro contexto nos lo ha permitido, sabemos hacer las cosas bien, por ejemplo, vivimos en una ciudad complicada, ya sea por los sismos o por el tipo de suelo. Todo esto nos ha hecho aprender y ser los mejores. Claro que también nos ha funcionado tener extranjeros porque suma siempre y cuando dejen algo para aprenderles, un valor agregado.
  • Tercero: Urge, es necesario y se tiene que hacer este aeropuerto. Es un proyecto que va muy avanzado, sería ridículo pensar que todo se tire a la basura.

hector-ovalle

Te puede interesar: México en una foto: la iniciativa que promueve la belleza de nuestro país a través de imágenes.

4 Comentarios
  1. Por supuesto q debe seguir la construcción este proyecto debe ser ajeno a decisiones viscerales o caprichos egolatras .
    Se ha hablado mucho de esto ; lo q si es procedente es revisar lo contratos y proceder si hay algo que no cumpla con la legalidad y apego técnico , se proceda con todo el peso de la ley como aviso a todo lo que no cumpla con la ley y todo loq este amarrado con intereses particulares ; igualmente proceder .

¡Escríbenos!

Your email address will not be published.